Así como muchos de nosotros, Demi Lovato continúa trabajando en su crecimiento personal y el 15 de marzo celebró 5 años de estar fuera de los efectos del alcohol.

 La cantante le reveló a sus más de 54.8 millones de seguidores en Instagram, en un emotivo párrafo, que ha sido un proceso difícil y lleno de momentos tumultuosos.

“Muy agradecida. Ha sido una experiencia llena de muchos altibajos. Muchas veces quise recaer, pero me senté sobre mis manos y le rogué a Dios que me quitara la obsesión. Estoy muy orgullosa de mí misma pero no lo hubiera podido lograr sin mi Ser Supremo (Dios), mi familia, amigos, y todos los que me han apoyado. Me siento muy humilde y feliz hoy. Gracias a ustedes por mantenerse a mi lado y creer en mí.”

Lovato entró en una institución de rehabilitación en el 2010 tras haber sido diagnosticada con desorden bipolar. Desde entonces ha incorporado sus luchas personales en su música y ha apoyado arduamente muchas organizaciones que ayudan a jóvenes que sufren de problemas de la salud mental.

Photo: Getty Images